¡Un fantasma! :: Fortaleza: jóvenes cristianos quito ecuador Jorge y Rossana Briceño

¡Un fantasma!

fantasma-aparicion-muerto-jesus

fantasma-aparicion-muerto-jesus

En este conocido pasaje de la vida de Jesús sus discípulos usan la palabra “fantasma”,  y parecería  tener el mismo significado que actualmente damos a la palabra “fantasma”.


Mateo 14:25-26 Mas a la cuarta vigilia de la noche, Jesús vino a ellos andando sobre el mar. Y los discípulos, viéndole andar sobre el mar, se turbaron, diciendo: ¡Un fantasma! Y dieron voces de miedo.

Marcos 6: 49-50 Viéndole ellos andar sobre el mar, pensaron que era un fantasma, y gritaron; porque todos le veían, y se turbaron. Pero en seguida habló con ellos, y les dijo: ¡Tened ánimo; yo soy, no temáis!

Para las personas del presente siglo la palabra “fantasma” significa: Espíritu de un ser humano muerto que se manifiesta ante las personas vivas. Hoy en día es común oír expresiones como “el fantasma de mi abuelito”, “el fantasma de mi madre”, refiriéndose al alma de los seres humanos muertos, generalmente personas cercanas, que regresan a la tierra de los vivos de manera visible pero no corpórea, que hablan, reconocen a las personas y generalmente advierten el futuro o atormentan y asustan a los que eran sus enemigos en vida.

En torno a esta idea se han construido mucho mitos, como aquel que dice que un fantasma no parte al mas allá porque aun tiene algo pendiente que hacer en esta tierra, o el mito que afirma que los espíritus de la gente muerta protegen a su descendencia, creencia compartida por muchas religiones en todo el mundo, pero ¿es esto cierto? y una pregunta mas relevante en el contexto de este estudio ¿los cristianos pueden creer en los fantasmas?, ¿qué dice la Biblia al respecto?

Estudiamos este tema desde la perspectiva cristiana, que cree en Jesucristo como hijo de Dios, que murió en una cruz como pago y castigo por los pecados de toda la humanidad, que cree que después de tres días de muerto resucitó corporalmente y en este momento está vivo y es la autoridad máxima del cosmos.

¿Por qué solo desde la perspectiva cristiana?, porque este estudio es irrelevante para aquel que no cree en Jesucristo, para el que tiene otra fe, nuestras conclusiones son falsas; por ejemplo para la cultura china, donde parte de su religión es honrar a sus muertos y confiar en su ayuda nuestras conclusiones son totalmente falsas.

Esto no quiere decir que este estudio sea relativo, que no sea la verdad, solo quiere decir que aquellos que no comparten nuestra fe, tampoco compartirán nuestras conclusiones, pero para aquellos que si han tenido un encuentro con Jesús Resucitado, que le han reconocido como su Salvador y que sus palabras son totalmente verdaderas, este estudio será de mucha relevancia, porque esta basado en un estudio de la Biblia, como la Palabra de Dios, en la opinión que tiene Jesucristo acerca del tema de la comunicación con los muertos.

Tanto en los libros de Mateo como Marcos, la palabra usada en griego, que generalmente se traduce como “fantasma” es la palabra “pneuma” cuya traducción más común en todas las escrituras es “espíritu”, esta palabra se usa tanto para el espíritu del hombre como para designar a seres espirituales, tanto ángeles como demonios, para el espíritu Santo en la expresión “pneuma hagion” y aun es usada para definir la naturaleza de Dios de la boca del mismo Jesucristo.

Juan 4:24  Dios es Espíritu (pneuma); y los que le adoran, en espíritu (pneuma) y en verdad es necesario que adoren.

Por lo tanto la traducción mas correcta para los pasajes donde los discípulos usan la palabra “fantasma” sería “espíritu”.

Mateo 14:25-26 Mas a la cuarta vigilia de la noche, Jesús vino a ellos andando sobre el mar. Y los discípulos, viéndole andar sobre el mar, se turbaron, diciendo: ¡Un ESPIRITU! Y dieron voces de miedo.

Marcos 6: 49-50 Viéndole ellos andar sobre el mar, pensaron que era un ESPIRITU, y gritaron; porque todos le veían, y se turbaron. Pero en seguida habló con ellos, y les dijo: ¡Tened ánimo; yo soy, no temáis!

Si uno se pone en el lugar de los discípulos llegaría a la misma conclusión; en medio de la oscuridad nocturna, donde talvez una antorcha iluminaba los alrededores de la barca, con una fuerte lluvia y potentes olas que amenazaban acabar con la vida de los discípulos estos divisan a lo lejos una silueta, borrosa pero con forma humana, haciendo lo imposible, caminando sobre el mar. Nunca se les pudo ocurrir que era Jesús, ellos hasta ese momento lo reconocían como un ser humano, y ningún ser humano hasta la fecha había caminado sobre las aguas, así que la conclusión es que era un espíritu, y esto los llenó de temor. Jesucristo, sabiendo la impresión que causaría, se apresura a identificarse, pero ni aun así ellos dejaron la idea que un espíritu no humano estaba ante ellos, por eso Pedro, reconociendo la voz, dice: “Maestro, si eres tú, manda que yo vaya a ti sobre las aguas”.

Esto descarta el que ellos consideraran la posibilidad de que un el espíritu de un ser humano muerto se presentase a ellos, ellos, conociendo las escrituras, las cuales definían la cosmología de un israelita de esa época, seguramente consideraron que lo que veían era un ángel o un demonio. Vemos en el siguiente pasaje lo que creían y lo que el Señor Jesús afirma acerca de la naturaleza de los espíritus, comparándola con la realidad que los discípulos tenían ante sus sentidos, a Jesús resucitado corporalmente:

Lucas 24:38-43  Y El les dijo: “¿Por qué están turbados, y por qué surgen dudas en sus corazones?”Miren Mis manos y Mis pies, que Yo mismo soy; tóquenme y vean, porque un espíritu no tiene carne ni huesos como ustedes ven que Yo tengo.” Cuando dijo esto, les mostró las manos y los pies.

Como ellos todavía no lo creían a causa de la alegría y porque estaban asombrados, les dijo: “¿Tienen aquí algo de comer?”

Ellos Le presentaron parte de un pescado asado, y El lo tomó en las manos y comió delante de ellos.

“Tóquenme y vean”

Jesús los desafía a tocar y ver de cerca que era el mismo y que no era un espíritu sino un ser humano resucitado, y nos da alguna explicación acerca de la naturaleza de los espíritus.

“No tiene carne ni huesos”

Esto indica que los espíritus no pueden manifestarse corporalmente, solo mediante una visión.

“El lo tomó y comió delante de ellos”

El demuestra mediante este acto tan humano y tan vivo, que el también estaba vivo, que no era una especie de fantasma o zombie, sino un ser humano vivo.

 

hablar-con-los-muertos-libro-pdf-gratis-descargar

podemos-hablar-con-los-muertos-jb

 

Comments are closed.